Leyenda del beisbol Hank Aaron muere a los 86 años

Leyenda del beisbol Hank Aaron muere a los 86 años

La oficina de los Bravos de Atlanta en las Grandes Ligas, a través de un comunicado, dio a conocer la noticia del fallecimiento a los 86 años de edad de Hank Aaron, figura icónica del beisbol y la lucha por los derechos civiles de la comunidad afroamericana en los Estados Unidos.

Henry Louis Aaron nació el 5 de febrero de 1934 en la ciudad de Mobile, Alabama, uno de los estados de la Unión Americana con más arraigo en cuanto a sus costumbres de índole racista, tanto política como socialmente, lo que significó un entorno adverso para iniciar su desarrollo como pelotero hasta llegar al más alto nivel competitivo. 

 “Fue un faro para faro para nuestra organización, primero como jugador, después en el desarrollo de peloteros y siempre con nuestros esfuerzos comunitarios. Su increíble talento y resolución le ayudaron a alcanzar los más altos logros sin perder su naturaleza humilde”, escribió Terry McGuirk, presidente de los Bravos de Atlanta, equipo en el que Aaron militó 21 de sus 23 temporadas en Las Mayores. 

A través de una larga y consistente carrera en los parques de pelota, el 8 de abril de 1974 ‘Hammerin Hank’, rompió uno de los récords más añejos en la historia del beisbol de las Grandes Ligas cuando en la cuarta entrada frente a los Dodgers de Los Ángeles conectó su cuadrangular 715, para imponer un nuevo récord de vuelacercas y dejar atrás la marca del legendario Babe Ruth. A la fecha, Aaron es el pelotero con más carreras producidas (2,297), extrabases (1,477) y bases totales (6,856) en la historia, además de sumar 21 nominaciones consecutivas al Juego de Estrellas, números que lo llevaron al Salón de la Fama del Beisbol en Cooperstown, en 1982.

“Hank Aaron fue uno de los mejores jugadores que me tocó ver y una de las personas más fuertes que me tocó conocer. Michelle y yo enviamos nuestras oraciones y pensamientos a la familia Aaron y a todos aquellos que fueron inspirados por este modesto hombre y su imponente ejemplo”, compartió el expresidente Barack Obama en sus redes sociales.

La última aparición pública de Hank Aaron se dio apenas el pasado 5 de enero cuando acudió a la clínica de la Facultad de Medicina de Morehouse, en Atlanta, para que se le colocara la vacuna contra el COVID-19 acompañado de otras personalidades de los derechos civiles, en un intento para que más afroamericanos tomaran la decisión de inocularse. "No tengo ningún reparo en ello. Me siento muy orgulloso de mí mismo por hacer algo así. Es algo tan sencillo que puede ayudar a millones de personas en este país", declaró Aaron en aquel momento; sin embargo, no ha trascendido información sobre si la vacuna habría tenido algún efecto adverso que le pudiera provocar la muerte.

 

Notas Relacionadas: 

Noticia de inversión millonaria a estadio de béisbol que involucra a Pío López “es una calumnia” asegura AMLO

 

También te puede interesar: